Tarjetas virtuales para compras online por Internet

Tarjeta onlineLas compras por Internet se imponen, en un hecho que el número de ventas online aumenta año tras año. Aunque son muchas las ventajas que podríamos mencionar acerca de este tipo de venta, principalmente podríamos destacar la comodidad de comprar sin desplazamientos, los precios más ajustados y que la gama a la que accedemos suele ser superior a la de las tiendas tradicionales.

Pero todavía hay muchas personas que no se han decidido a realizar ninguna compra online porque temen ser estafadas de alguna manera. Y es cierto que en el mundo online hay que andarse con mucho cuidado, los timos en Internet y los ciberdelincuentes también aumentan año tras año.

No obstante, si tomamos las debidas precauciones, llevaremos a término nuestras compras sin mayor problema. Por supuesto que habrá que comprar en tiendas virtuales de fiabilidad contrastada, no nos podemos fiar de la primera web que veamos, es necesario informarse antes.

El otro escollo, del que quería hablar, es el método de pago. La mayoría de personas teme ser estafado a través de su cuenta bancaria o tarjeta de crédito tras haberla utilizado en Internet, lo que efectivamente resulta posible.

Y aunque la seguridad total no existe, los bancos ponen a nuestra disposición un método que reduce en gran medida los riesgos de este tipo de compras.

Las tarjetas virtuales

Son tarjetas diseñadas especialmente para el pago por Internet. Pregunta en tu banco de confianza por si disponen de algo parecido a lo que ofrecen, por ejemplo, estos dos bancos de reconocido prestigio en nuestro país, el BBVA y el Santander.

Tarjeta online BBVA Tarjeta online Banco Santanter

  • Son tarjetas prepago, es decir, que sólo permiten una compra máxima igual al dinero que previamente hemos cargado.
  • Son independientes del resto de tarjetas o cuentas bancarias que tengamos.
  • Se pueden recargar desde un cajero, en el propio banco o por Internet.
  • Permite cargas mínimas, desde 6 euros hasta 600 o 1600 euros, según el banco.
  • Indican en su publicidad que no cobran comisiones.

La ventaja de utilizar este tipo de tarjetas virtuales estriba en que podemos mantenerlas con un saldo de cero euros, lo que impediría a un ciberdelincuente que pudiera cargarnos alguna compra o transferencia sin nuestro consentimiento.

El proceso de compra que conviene seguir es:

  1. Confirmar el precio exacto que debemos pagar en la tienda online, incluidos portes u otros gastos.
  2. Cargar la tarjeta virtual prepago en el momento previo a la compra, con el importe exacto que vamos a pagar a ser posible.
  3. Realizar la compra cargando el cargo a nuestra tarjeta virtual. Según la tienda, daremos los números de la tarjeta directamente o podremos utilizar algún sistema habitual de pago, como PayPal (aquí habríamos registrado nuestra tarjeta previamente).
  4. Solo resta confirmar que nuestra tarjeta queda con saldo cero o mínimo despreciable tras el debido cargo.

Pero recuerda: ningún sistema es 100 % seguro, este es un medio más para minimizar los riesgos, pero de no seguir otras precauciones adicionales, puede llegar a no ser efectivo. Pensemos en la posibilidad de que alguien accediera a nuestro ordenador donde previamente hemos memorizados nuestras contraseñas, podría realizar compras online y cualquier gestión con el banco. O que el ordenador haya sido infectado por un programa malicioso o ‘malware’ que pueda llegar a mandar por Internet todos los datos que escribimos a un ciberdelincuente, lo que le permitiría hacer cualquier gestión en nuestro nombre.

Comments

  1. Sirven estas tarjetas por ejemplo para activar una cuenta de PayPal, y posteriormente darla de baja y que siga funcionando PayPal correctamente (sin hacer transferencias con tarjetas)

    • Sirven para activar PayPal, pero si das de baja la tarjeta, PayPal no podrá utilizarla para cobrarte las compras y no funcionará. Lo que debes hacer es mantener la tarjeta con nada o muy poco dinero para que no lo puedan robar y solo depositar el dinero exacto justo antes de hacer la compra.

Trackbacks

  1. […] otro sistema que no sé porque pero me da un poco más de tranquilidad (es una percepción)son las Tarjetas virtuales. En mi caso entras en la web del banco y la haces en un momento, te dan un número de tarjeta le […]

Speak Your Mind