SecureKids, un buen control parental para Android

El uso de teléfonos y tablets por los niños de la casa es una de las preocupaciones más frecuentes en las familias actuales. Son usuarios activos e insaciables, además aprenden su uso mucho más rápidamente que sus padres, lo que crea una situación difícil de manejar pues a menudo saben más que nadie del hogar acerca de su funcionamiento.

Ante los riesgos conocidos a los que se pueden enfrentar, como contenidos inapropiados para su edad, adicciones a los juegos, uso prematuro de redes sociales, ciberbullying, etc., los padres podemos intentar controlar la situación utilizando aplicaciones de control parental.

SecureKids

SecureKids es una de estas aplicaciones de control parental para dispositivos móviles Android que ha sido desarrollada por una empresa española formada por jóvenes emprendedores. La aplicación cuenta con multitud de posibilidades, es fácil de utilizar, se controla de forma remota desde un PC y lo que aún es mejor, su uso es gratuito.

La mejor manera de saber si una de estas herramientas cumple con nuestras necesidades es probarla, pero a modo de resumen enumeramos las principales funciones, que a priori, parecen cumplir sobradamente con los objetivos de control que la mayoría de padres pudieran esperar.

Principales características

  • Control de aplicaciones: permite establecer qué aplicaciones puede utilizar y cuáles no. Además podemos establecer horarios de uso permitido para aquellas que creamos que abusa, como juegos y redes sociales.
  • Control Web: con diferentes niveles de filtrado y distintos temas que bloquean páginas de contenidos indeseados. El funcionamiento lo podemos basar en listas negras o en listas blancas.
  • Alarmas: se pueden crear alarmas para que aparezcan en el teléfono que deseemos con mensajes, que pueden ser programados a ciertas horas o de forma inmediata.
  • Control de llamadas: es posible limitar los números de teléfono con los que puede hablar. La lista de estos teléfonos puede modificarse remotamente desde el panel de administración desde un PC.
  • Geolocalización: permite ver la localización del niño en cualquier momento sobre un mapa y es posible además configurar alarmas para que el sistema avise a los padres si el menor entra en zonas programadas como no seguras.
  • Cifrado: las comunicaciones que utiliza esta aplicación van cifradas, lo que aporta un mayor nivel de seguridad ante posibles sistemas que intentaran interceptar los mensajes.
  • Estadísticas: con esta función tenemos disponible información acumulada sobre el uso del dispositivo, es decir, qué aplicaciones utiliza más, cuánto tiempo ha empleado, o cuáles son las categorías más usadas.
  • Tiempos de descanso: es posible programar horarios donde deseamos que el teléfono no pueda utilizarse, como en horario de estudios, etc.
  • Botón de emergencia:este botón de emergencia emite una señal desde el dispositivo, posicionando en un mapa la posición exacta del menor y tomando una fotografía de forma automática. Esta señal llega al correo del padre o madre del menor, avisándole de la emergencia.

Accede a la propia aplicación desde el siguiente enlace.

SecureKids

Recordemos que por muy buena que sea una aplicación de control parental nunca podrá alcanzar un nivel de seguridad absoluto para el menor. Sabemos que además del teléfono o la tablet, utilizará muchos otros equipos en los que perderemos el control, como el de algún amigo o el del centro escolar.

Insistimos en que la mejor prevención es la educación y el diálogo para explicar a los niños los riesgos y el modo de evitarlos. Para conseguirlo, los padres deben alcanzar un nivel de conocimientos y habilidades suficiente como para poder seguir al menor en sus avances, algo que en muchas ocasiones puede requerir un esfuerzo importante, pero que actualmente resulta imprescindible.

Comments

  1. psicologas says:

    Acostumbro cada noche buscar webs para pasar un buen momento leyendo y de esta forma me he tropezado vuestra web. La verdad me ha gustado el post y pienso volver para seguir pasando buenos momentos.
    Saludos

Speak Your Mind