El método más seguro para las fotos de desnudos es no hacerlas

De nuevo es noticia la publicación en Internet de fotos de desnudos de personajes famosos, en este caso de un número de personas mayor de lo habitual. Un hacker o un grupo de ellos han   robado fotos íntimas de hasta cien mujeres famosas y las han publicado en foros donde se acostumbran ver este tipo de imágenes.

La noticia ha tenido un gran alcance y ante el escándalo, algunas redes sociales como Twitter, han decidido bloquear las cuentas de aquellos que se dedican a publicarlas.

El método más seguro para las fotos de desnudos es no hacerlasPese a los casos anteriores tan sonados como el de la actriz Scarlett Johansson, parece que la gente sigue utilizando su móvil para hacerse fotos en situaciones comprometidas. La mayoría de estas imágenes son ‘selfies’ o autorretratos que ellas mismas se han hecho en poses provocativas incluso con contenido sexual explícito.

Pero parece que nadie les ha explicado los riesgos que ello conlleva. En esta ocasión, los ‘hackers’ han aprovechado un fallo de seguridad en el sistema de los iPhone, de modo que han podido acceder a las imágenes que las famosas guardaban en “la nube” o iCloud.

Y es que lo hemos dicho muchas veces, no hay lugar seguro para una foto o vídeo de desnudos y menos aún en la nube.

Aunque probablemente, muchas de las “celebrities” ni siquiera sabían que esas fotos, además de en su propio móvil, permanecían alojadas en un lugar virtual llamado ‘la nube’. Muchos teléfonos inteligentes, tanto de Apple como de otras marcas, tienen la capacidad de mantener una copia de seguridad de todas las fotos y vídeos del dispositivo almacenada en la memoria del proveedor del servicio. Si no se conoce bien el funcionamiento de todas estas opciones, corremos el riesgo de mantener allí fotos indeseadas de forma involuntaria, incluso aunque las borremos del propio dispositivo móvil.

En esta ocasión, los ‘hackers’ han conseguido el medio para acceder a esa nube para cada una de esas personas y han descargado cuantas imágenes han querido. Seguramente el peso de la Ley terminará cayendo sobre ellos, pues es delito tanto acceder a información personal como publicarla posteriormente. Pero el mal ya está hecho, las imágenes ya circulan por Internet y lo seguirán haciendo por siempre.

Recuerda, aunque no seas famos@, no te hagas fotos ni vídeos que no quieras que otros vean, no hay lugar completamente seguro en el mundo de la informática.

Además de esta receta de sensatez, también es aconsejable extremar las medidas de seguridad como usuario. Para este caso, podemos mejorar nuestra seguridad mediante dos elementos:

  • Contraseña fuerte: una contraseña bien complicada dificultaría mucho el acceso a la cuenta por un desconocido. Utiliza claves que tengan mayúsculas, minúsculas, números y signos, de al menos 10 caracteres de longitud. Los sistemas que prueban miles combinaciones por minuto lo tendrán más complicado.
  • Verificación en dos pasos: conviene activar el sistema de seguridad que incluye un mensaje a nuestro móvil para acceder a la cuenta. Siempre que solicitemos el acceso desde un dispositivo nuevo, además del formulario de usuario y contraseña típico, deberemos incluir una clave más que recibiremos en ese instante en nuestro móvil.

Speak Your Mind