Cómo saber el historial de precios de un producto en Amazon y saber si está barato o no

Cuando compramos algún producto en Amazon no sabemos si está bien precio, pero ya existen herramientas que nos indican todos los precios por lo que ha pasado el producto.

Amazon es una tienda online conocida a nivel mundial que cada vez tiene un mayor número de ventas y en la que podemos encontrar productos de todo tipo. Debido al gran éxito que tiene Amazon, hemos decidido enseñaros una herramienta para ver el historial de precios de un producto. De esta manera podemos saber si un producto realmente ha bajado de precio cuando nos dicen que está rebajado o si por el contrario es su precio habitual.

La herramienta se llama Keepa

La tenemos disponible en su página web o bien en las tiendas de aplicaciones de los navegadores más famosos actualmente. Está disponible para Firefox, Chrome, Opera, Edge y Safari. Se puede descargar en el siguiente enlace: https://keepa.com

Desde la página web de Keepa se puede acceder directamente a las extensiones del navegador que usemos habitualmente. Os ponemos un ejemplo de lo que saldría en la Chrome Web Store, donde con darle solo a “Añadir a Chrome” se nos habilita la extensión en el navegador.

Una vez tenemos instalado keepa en el navegador, no es necesario tocar nada para utilizarlo. Para ver su funcionamiento solo hay que entrar en Amazon y buscar el producto en el que estemos interesados. Posteriormente veremos un cuadro con una gráfica donde se puede ver el historial de precios que tiene el producto, y lo podemos ver tanto para Amazon como para vendedores externos dentro de la propia Amazon. También podemos configurar el periodo de tiempo que puede mostrar la gráfica (última semana, último mes, últimos 3 meses, último año o todo).

En la gráfica se puede observar como en un periodo de 3 meses, el precio del producto ha oscilado entre los 30 y 60 euros. La línea amarilla indica el precio del producto vendido por Amazon y la línea azul indica el precio del producto vendido por otras tiendas. En el caso de estar disponible el producto en reacondicionados o segunda mano, aparece una línea en color negro. Es una manera muy visual de ver si una oferta puntual es tan buena como nos la pintan o si realmente ese es el precio que tiene habitualmente.

También tenemos la opción de crearnos una cuenta en Keepa para que nos notifique cuando un producto baja de precio  y de esta forma poder llevar un mejor seguimiento del precio. Solo debemos indicar el precio por el que queremos que nos avise y listo, nos avisará por correo cuando algo baje de precio. Es una manera muy cómoda de poder acceder a gangas e intentar ahorrarnos algo de dinero con nuestras compras online.

La biografía de tus redes sociales se lo pone fácil a los ciberdelincuentes

“Soy un delincuente y me estás dando mucha información personal en tus redes sociales. Eres mi próxima víctima”

Ojalá recibieras este mensaje antes de que una persona que te quiere hacer daño empezara a recabar información sobre ti, pero la realidad es bien diferente y además en muchas ocasiones se lo ponemos demasiado fácil a los malos ¿Sabes a qué nos referimos?

¿Cuáles son los riesgos en redes sociales?

Imagina que alguien quiere averiguar información sobre tu hijo o hija y que en la descripción (también conocida como biografía) de su perfil de Instagram o Tiktok pusiera lo siguiente:

María García Pérez. 14 años. Cuenta secundaria @XXXXXXXXX
Mejor amiga: Carmen @XXXXXXXXXX
XX/XX/XXXX LOVE @XXXXXXX Te Amo
Instituto X. Vivo en X, código postal XXXXX
Juego al baloncesto en el Club XXXXXXX

Este es solo un ejemplo de los datos personales que podemos encontrar en la descripción de los perfiles de redes sociales de muchas personas -no solo los adolescentes cometen este error-. ¿Cuál es el problema? Que la BIO es PÚBLICA y en ocasiones muchas personas lo olvidan, especialmente los más jóvenes.

LEER MÁS

10 preguntas que nos debemos hacer antes de comprar un móvil a nuestros hijos

Los teléfonos móviles pueden darnos una sensación de seguridad, pero también suponen un aumento de la exposición a riesgos en el mundo conectado. Por eso, ¿qué debemos tener en cuenta antes de comprar un móvil a nuestros hijos?

¿Cuándo es el momento de dar un móvil a nuestros hijos? La mejor manera de responder a esta pregunta es con más preguntas. No por fastidiar o marear la perdiz, sino porque la respuesta sólo la podemos dar nosotros, pero para ello tenemos que tener en cuenta varios factores.

comprar un móvil a nuestros hijos

Y es que la edad no es un factor decisivo en este caso, sino el nivel de madurez y de responsabilidad que nosotros percibamos en nuestros hijos e hijas. Y no, la madurez no se expresa mediante la capacidad de usar los dispositivos, sino en saber hacerlo de manera responsable. Si tienes la seguridad de que saben usarlo, pero no que lo van a hacer de la manera correcta, la respuesta es “no”.

LEER MÁS

Riesgos en videojuegos: ¿conocemos los entornos digitales donde juegan nuestros hijos?

Del mismo modo en el que conocemos y vigilamos los parques y las calles donde juegan nuestros niños y niñas, hemos de explorar y reconocer sus entornos de juego, sobre todo si están conectados. ¿Conoces los riesgos en videojuegos?

¿Dejarías jugar a tus hijos solos en la calle? ¿O ir solos al cole? Si no lo harías, tampoco lo hagas en los entornos digitales. Del mismo modo que en el mundo real, en los juegos “online” hay desconocidos que se pueden acercar a ellos y abordarles. También son, además, un espacio de socialización. Eso es; que son otro entorno donde los niños y niñas ven y aprenden comportamientos.

¿Quiere decir esto que los videojuegos son malos? Ni mucho menos. Los videojuegos ofrecen enormes posibilidades para menores y adultos, además de, como los libros y el cine, trasladarnos a mundos diferentes, hacernos protagonistas de divertidas historias y sacarnos fuera de la rutina del día a día.

riesgos en videojuegos

Por ello, precisamente lo mejor es interesarse por esos mundos y participar, junto a nuestros hijos e hijas en ellos. Porque, aunque lo que veamos sea sólo al niño a o la niña delante del dispositivo, ahí están pasando cosas, sólo que no las podemos ver. Puede que estén jugando solos, puede que estén jugando con amigos, o puede que estén hablando con desconocidos.

¿Cómo prevenir los riesgos en videojuegos?

Revisa la edad recomendada

Cada juego tiene su edad. Igual que cada libro, cada película o cada programa de televisión. Los juegos tienen una clasificación por edades llamada PEGI que nos puede servir de orientación a la hora de saber si son los adecuados o no para sus destinatarios. Y aquí entran en juego más factores que la violencia o la dureza del argumento –que también son importantes, ojo-, como la dificultad técnica, el nivel de estrés que pueden inducir al jugador o la capacidad de hacer compras una vez dentro de él. Algunos juegos perfectamente “blancos”, como el famoso Fortnite, están recomendados para adolescentes y preadolescentes, no sólo por ser un juego de disparos, sino porque el ritmo del juego puede inducir estrés y frustración en los jugadores más jóvenes y porque tienen un chat de audio y de texto que no se puede desconectar.

Revisa la configuración

Algunos de los más populares juegos en línea entre el público infantil, como Roblox, restringen sus opciones según la edad de los usuarios, como la de del chat interno, por ejemplo. Así, los niños más pequeños tienen una interacción limitada con el resto de usuarios y no pueden acceder al chat, por ejemplo. Pero es una opción que los padres han de conocer, configurar y usar. Así que hay que hacer algo más que limitarse a permitir al niño tener acceso al juego.

Especial atención tenemos que prestar, además de a las opciones de privacidad, a otras posibles configuraciones, como la del contenido explícito (algunos juegos permiten graduar el nivel de violencia que se muestra) o, importante, las compras. Cada vez es más común que se nos ofrezca comprar ventajas o contenido adicional a cambio de una suscripción de pago o mediante la adquisición de “cajas sorpresa” o lootboxes por dinero real. Para prevenir disgustos, lo mejor es buscar esas opciones en configuración y activar todas las salvaguardas que consideremos necesarias.

Educa, participa, habla y da ejemplo

Volvemos al ejemplo del principio: si educamos a nuestros hijos e hijas para que se comporten y sepan moverse por la calle o en el parque, no debemos considerar el mundo digital como una excepción a la regla. Con un añadido: en los juegos online las reacciones y el comportamiento de no pocos usuarios es más visceral y primario que en el mundo real. Por ello hemos de ser precavidos y, sobre todo, acompañar a nuestros niños y niñas de la misma manera en que les acompañamos de camino al colegio o cuando juegan con sus amigos.

Mantén una actitud abierta y constructiva. Los prejuicios y las prohibiciones sin más no ayudan a educar, frustran a los más pequeños y son una invitación a saltarse los límites. Los niños son pequeños, pero no tontos, así que es mejor estar abierto a hablar del tema, a escuchar sus anécdotas digitales con respeto, pero también estando alerta. Aconseja, razona tus normas con tus hijos e hijas y, lo mejor de todo, acompáñales y participa con ellos en los juegos. Ya sea como espectador-animador, como competidor o como un miembro de su equipo.

Feliz y ciberseguro año nuevo

Pues sí, en unas horas nos despediremos del 2021 y daremos la bienvenida a un nuevo año, el 2022, que esperamos venga cargado de cosas buenas.

En unas horas, otra vez, la última cena del año. Y por supuesto después de la cena, los aperitivos, el plato principal, el postre… llegarán LAS UVAS.

Desde S2 Grupo este año hemos querido hacer esa cuenta atrás de las uvas de una forma algo más calmada, para evitar los típicos atragantamientos de esos momentos y nos hemos tomado una por día.

Una uva por día en forma de consejo ciberseguro, que hemos ido compartiendo en nuestro perfil de Instagram, y que puedes ver en los destacados.

Estos son nuestros 12 uva-consejos para empezar el 2022 sin que se nos atragante la ciberseguridad.

Y con esto cerramos las publicaciones de este año 2021. Desearos todo lo mejor para el 2022 y gracias por acompañarnos un año más. Os esperamos a la vuelta.

¡Alguien ha intentado comprar en internet usando los datos de mi tarjeta!

La siguiente historia es una historia real. No obstante, el nombre de la protagonista se ha cambiado para proteger su privacidad.

Un soleado domingo de mediados de otoño de 2021, María decidió ir a pasear a la montaña con su mejor amigo. Como no habían planeado nada, decidieron que comprarían dos bocadillos y una botella de agua en el restaurante en cuyo aparcamiento dejarían el coche.

Tras aparcar, María cogió su móvil y, como siempre, procedió a mandarle la ubicación del coche a su amigo. Así, si se perdían, tendrían la referencia de dónde habían aparcado. Fue entonces cuando descubrió que en esa zona de la montaña no había cobertura. ¡Mejor! Disfrutarían de la caminata sin interrupciones.

Su siguiente paso fue ir al restaurante para pedir un par de bocadillos. Lamentablemente -aunque luego descubrirían que en realidad tuvieron mucha suerte-, como era casi la hora de comer, ya no hacían bocadillos. ¡No pasaba nada! Habían desayunado bien. Bastaba con comprar una botella de agua. Y ahí fue cuando saltó el primer indicio de alarma. Al ir a pagar la botella de agua con la tarjeta, pues ni María ni su amigo acostumbraban ya a llevar efectivo, el datáfono respondió con “Operación cancelada”. Lo intentaron varias veces y, al no pasar la tarjeta, no tener otra y no disponer de efectivo, decidieron irse a la montaña sin comida y sin agua. ¡Menos mal que no les habían hecho los bocadillos! ¡Qué vergüenza habría pasado de no haber podido pagarlos!

LEER MÁS

¿Demasiado bueno (o malo) para ser verdad? Tres pasos para prevenir la desinformación

No todo lo que nos llega por las redes es verdad; prevenir la desinformación es también importante para nuestra seguridad. Las exageraciones, bulos y mentiras no sólo nos pueden llevar a caer en estafas, sino hasta poner en riesgo nuestra seguridad física o la de nuestras propiedades.

La mentira tiene muchos nombres: fake news, bulos, camelos, trolas, cancamusa, leyendas urbanas, etcétera. La gente miente. A veces por comodidad o ventajismo, a veces por afán de protagonismo y, a veces, con la intención real de hacer daño. E Internet y, especialmente, las redes sociales, son campo abonado para que estas mentiras se difundan con más rapidez, permanezcan más tiempo y provoquen mayores averías. Las noticias falsas no sólo crean alarma social y enrarecen el ambiente, sino que también pueden hacernos más vulnerables a estafas, a ser manipulados por terceros e, incluso a provocarnos daños físicos, en el caso de los bulos relacionados con la salud, por ejemplo.

Así pues, ¿cómo distinguir la verdad de la mentira? Aunque no hay métodos infalibles para que no nos la den con queso, sí que hay una serie de pistas y de trucos que nos ayudarán a afinar nuestro criterio y a detectar bulos como el mejor de los “factcheckers”.

prevenir la desinformacion
LEER MÁS

Del Black Friday a las compras navideñas: ¿cómo evitar las ciberestafas en compras online?

Durante los dos últimos meses del año, se viven las fechas más especiales en cuanto a volumen de compras online. Pero ello conlleva un riesgo. ¿Cuánto compramos por Internet los españoles? ¿Qué ciberriesgos están asociados al ecommerce? ¿Qué consejos podemos aplicar evitar ciberestafas en compras online? Atento a este artículo pues daremos respuesta a todas estas preguntas.

Arranca noviembre y con él la primera gran fecha para el comercio electrónico a nivel mundial, el Single Day (día 11), al que le sigue el Black Friday (día 26) y al que le continúa el Cyber Monday (día 29). Días diferentes pero con un mismo objetivo en común: Ofrecer descuentos y activar el comercio, principalmente el electrónico.

Pero la gran fiesta del ecommerce y de los descuentos no acaba ahí puesto que arranca diciembre y con él, la continuación en descuentos de miles de productos para aprovechar las últimas compras antes de Navidad.

Es por ello por lo que los ciberdelincuentes intentan aprovechar ese contexto de gran saturación de tiendas, descuentos y ofertas especiales para hacer su particular “agosto”.

Pero antes, pongamos algo de contexto…

LEER MÁS

¿Es la ciberseguridad la asignatura pendiente para las universidades?

Sin educación no hay ciberseguridad; y sin ciberseguridad no puede haber transformación digital. Decía Nelson Mandela que la educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo. En los últimos años, el mundo está cambiando de forma exponencial pero ¿ lo está haciendo a su vez el sector educativo? La evolución de la sociedad hace necesario que nos actualicemos en todas las áreas, y en ello la ciberseguridad es una asignatura pendiente.

La digitalización y el desarrollo de la economía digital están favoreciendo la creación de profesiones del futuro y cambiando nuestra forma de vida de forma drástica.  Y puesto que sin ciberseguridad no hay transformación digital, el sector está experimentando un crecimiento acelerado en muchos ámbitos, incluido en el de empleos emergentes. La ciberdelincuencia no descansa y, por ello, necesitamos especialistas preparados que se sumen a las filas de la defensa y que cuenten con la formación necesaria para hacer frente a los retos que se presentan.

universidad ciberseguridad
LEER MÁS

Cómo saber si una oferta de trabajo es falsa: ¡no caigas!

¿Te has encontrado alguna vez con una oferta de trabajo demasiado buena para ser verdad? ¿Te has inscrito y nunca más supiste sobre ello? O, aún peor, ¿te han solicitado cantidades elevadas de dinero por la gestión de selección? ¡Las estafas a través de ofertas de trabajo falsas son más habituales de lo que piensas!

Buscar trabajo o nuevos proyectos supone una gran inversión de tiempo e ilusión, y con el creciente número de profesionales en búsqueda activa, los ciberdelincuentes pueden aprovecharse del empeño de los candidatos para fines poco lícitos.

Lo cierto es que las motivaciones detrás de una vacante falsa son muy variadas: desde promocionarse a tu costa hasta intentos de phishing, pasando por la venta de datos extraídos de la información personal que proporciona el usuario… ¡las posibilidades son muy variopintas!

Aunque no podemos evitar que se publiquen, lo que está claro es que está en nuestra mano contar con algunas precauciones básicas para protegernos nosotros y a nuestro alrededor.

LEER MÁS